La primera reacción del mercado: los futuros del Ibex suben un 2% tras la intervención de Puigdemont | Mercados

La intervención de Carles Puigdemont ante el Parlament se ha producido con los mercados ya cerrados. Sin embargo, los inversores no han dudado en poner precio la decisión de suspender de manera temporal la declaración de independencia para alcanzar una solución dialogada. Esto ha sido más que suficiente para que los inversores optaran por las compras. Tan solo media hora después de que Puigdemont comenzara su intervención, los futuros del índice español se dispararon hasta un 2,2%. Esto supone una subida del 1% con respecto a la preapertura. De confirmarse este ascenso mañana cuando abran los mercados, la Bolsa española se situaría por encima de los 10.300 puntos, una cota que perdió tras la celebración del referéndum ilegal del 1-O y que solo rozó el lunes por unos instantes.

A las 18.00 horas explotaban las fricciones entre Junts pel Sí y la CUP. La intervención del president se retrasaba una hora y los futuros respondían con subidas del 1%. Conforme se acercaban las siete de la tarde —y más cuando el president tomaba la palabra— el optimismo se diluía. A medida que Puigdemont se dirigía a los diputados, las caídas (-1,34%) fueron tomando el testigo. Unos descensos que se vieron interrumpidos solo media hora después, coincidiendo con la suspensión temporal de la declaración de independencia para la búsqueda de una solución dialogada. En cuestión de segundos los futuros del Ibex se dispararon un 2,22% y 223 puntos. La posterior intervención de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, no ha frenado tampoco las alzas.

Más información sobre el conflicto catalán

Las razones que justificarían este comportamiento son diversas. Sin embargo, esto no quiere decir que se hayan borrado de golpe y plumazo todas las dudas. El escenario para la inversión sigue siendo incierto y como se viene comprobando en las últimas semanas la volatilidad que reina en la Bolsa española hace que ante cualquier noticia o declaración los inversores decidan aprovechar la situación para arañar rentabilidad a las inversiones. El martes la Bolsa cayó un 0,9% y esto no sería más que un rebote.

Los analistas han señalado en reiteradas ocasiones que en un entorno como el actual, el dinero se deja llevar por los sentimientos más que por cuestiones racionales. Al temor de los inversores se suma la división que existe entre las fuerzas independentistas, algo que había marcado las últimas sesiones.

Todo apunta a que el optimismo de los mercados está sustentado por los pesos pesados del Ibex: la banca y Telefónica. Dos de las entidades con más peso en el Ibex, BBVA y Santander, cotizan también en Wall Street a través de ADR. Estos títulos, respaldados por un depósito en un banco estadounidense, se dispararon en ambos casos más de un 3% una vez que Puigdemont culminó su declaración.

Si bien la cotización de ambos caía al arranque de la jornada, los de Santander repuntaron un 0,89% hasta los 6,8 dólares por unidad. Las alzas son mayores en los de BBVA, que subieron un 3,25% hasta los 8,73 dólares. Un comportamiento que contrasta con su actuación esta sesión en la Bolsa española. Santander, marcado por el Investor Day celebrado esta mañana, se dejó un 2,92%. BBVA cayó un 0,74%.

Los títulos de Telefónica que cotizan en el mercado neoyorquino subieron un 1,98% hasta los 10,8 dólares. Si bien se mantenían sin rumbo fijo durante buena parte de la sesión, lo acontecido en el Parlament los ha decidido del lado de las ganancias. En Madrid, las acciones de Telefónica cayeron un 0,81%.

El euro, sin embargo, se ha mantenido impasible a la comparecencia de Puigdemont. Conserva las alzas que han marcado la jornada y lo han aupado de vuelta a los 1,18 dólares. Tras la invervención del president, sube algo más de medio punto porcentual.

Source link