Lenovo sueña con su ruta de la seda bancaria | Compañías

El fundador de Lenovo, Liu Chuanzhi, sueña con tejer la Ruta de la seda. A última hora del viernes, la matriz de la compañía, Legend Holdings, anunció que compraría a miembros de la familia real catarí casi el 90% del Banco Internacional de Luxemburgo (BIL) por 1.500 millones de euros. Pero convertir a BIL en un financiador de los planes de Pekín parece una exageración.

Con la operación, Legend, que cotiza en Hong Kong, dice que quiere crecer en el sector financiero europeo. También aspira a ofrecer sus servicios a las compañías que participan en la iniciativa china del Cinturón y la Ruta de la Seda, que reforzará los vínculos del país con el sureste y el centro de Asia, Pakistán, Oriente Medio, Europa y África. El interés de Legend no sorprende: las firmas chinas están muy interesadas en los activos financieros de Occidente. Otras como Anbang, Fosun y HNA ya han invertido en varios bancos y aseguradoras extranjeras. Además, el grupo pagará un precio razonable: 15 veces las ganancias del año pasado o 1,3 veces el valor liquidativo. También tiene sentido aprovechar el potencial del Cinturón y la Ruta de la Seda. China ha puesto interés en controlar los acuerdos extranjeros más arriesgados, en sectores como los deportes y el cine, y este proyecto es una prioridad estratégica.

Sin embargo, BIL es todavía un banco muy europeo. De los 25.700 millones de euros de exposición a créditos de riesgo el año pasado, más del 90% estaban en Europa, y en torno a la mitad en Luxemburgo. China tuvo solo una mención en el informe anual de BIL. El Cinturón y la Ruta de la Aeda se extienden hasta Londres, así que hay ventajas en tener un banco establecido en un centro financiero europeo. Pero BIL tiene poca experiencia en China o en mercados emergentes para aprovecharlas.

Esto no quiere decir que la operación vaya a ser vetada. Las finanzas no están en la lista de sectores problemáticos de Pekín. Y Legend ya ha invertido en la industria, así que no parece una decisión frívola. La cláusula de incumplimiento es muy pequeña: 44,5 millones de euros o el 3% del precio de compra. Esto sugiere que los vendedores están relativamente relajados por la intervención de las autoridades.

Los autores son columnistas de Reuters Breakingviews. Las opiniones son suyas. La traducción es responsabilidad de CincoDías.

Source link

Los fabricantes de PC prevén “fuertes crecimientos” en España para el segundo semestre | Compañías

El mercado de PC en España sigue sin dar demasiadas alegrías a las compañías que participan en este negocio, aunque los fabricantes confían en que esto cambie en el segundo semestre del año, gracias, por un lado, al tirón de la vuelta al cole, y por otro, a las compras que dan por hecho que tendrán lugar por parte del sector público.

Los datos de IDC del segundo trimestre ya muestran una subida del 11,6% en las ventas de ordenadores en el país –si se compara frente al mismo periodo del año anterior–. Concretamente, las ventas han ascendido a 801 millones unidades. Pero el dato, pese a lo abultado, no invita a la euforia. Y es que, como cuentan fuentes del sector a CincoDías, el volumen del negocio objetivamente ha sido prácticamente el mismo si se compara con el mismo trimestre de 2016.

“Lo que ocurre es que las cifras que ofrece esta consultora no reflejan las ventas al cliente final, sino los equipos que los distintos fabricantes traemos a España. Y se da la circunstancia de que Lenovo sube muchísimo entre abril y junio (un 76,1%), tras volver este trimestre a su nivel de negocio habitual, después de afrontar el pasado año un exceso de stock. También Acer ha contribuido a la citada subida, tras crecer un 16%. En su caso, este fabricante ha anticipado unidades para un proyecto en Cataluña de 20.000 ordenadores para educación”.

Las mismas fuentes advierten que las ventas de PC en el área de consumo no tiran, entre otras cosas, por la subida de precios derivada por el aumento de costes de los componentes en un escenario de escasa oferta de los mismos y mucha demanda. Pero sí resalta la buena marcha de los ordenadores de gaming, cuyas ventas se dispararon el pasado año un 60%en España sobre todo por el tirón de las competiciones de los Esport. “Las ventas de estas máquinas siguen subiendo más de un 50% y aún les queda mucho recorrido, al igual que a los PC premium, porque son ofertas muy diferenciadas”.

Algunos fabricantes de PC consultados no tienen duda de que las previsiones son muy buenas para el resto del año. “Habrá fuertes crecimientos. Primero, porque con la vuelta al cole se van a mover volúmenes grandes en educación, con ciertas operaciones importantes en algunas comunidades autónomas. Y, segundo, por el sector público”. Las esperanzas que tienen puestas en la Administración, que lleva muchísimo tiempo sin invertir apenas en ordenadores, es clara. “Sabemos que no va a haber compras agregadas (que una unidad compre en nombre del resto), pero sí que habrá compras por parte de los diferentes ministerios, que adquirirán cada uno máquinas según sus necesidades”, subraya otra fuente.

Otra razón a la que se agarra el sector para que en la recta final del año sí haya un crecimiento real hay que buscarla en la empresa privada. Aseguran que muchas compañías aún tienen pendiente su migración a Windows 10, y ya hay plataformas que solo soportan este sistema operativo de Microsoft.

En consumo, y pese a la campaña de Navidad, el crecimiento no lo ven tan claro, salvo en PC para videojuego y equipos premium. “El mercado en este segmento se quedará más bien plano. En este entorno vemos menos novedades para que la gente se anime a cambiar de equipo, más ahora con los precios como están subiendo”.

Menos tráfico en las tiendas

Según GFK, en lo que va de año el mercado de PC ha caído un 6,2%. Pese a ello, su valor crece entre un 0 y un 3%, debido a que las ofertas más agresivas (ordenadores por entre 299 y 399 euros) han desaparecido en gran medida y el precio medio de los equipos disponibles ha subido. “Los retailers están preocupados porque el tráfico en las tiendas ha bajado”, destaca una fuente del sector.

En el segundo trimestre, HP volvió a ser líder del mercado de PC en España, según IDC. La firma controlaba el 29,7% del mercado, tras crecer un 4,3% en unidades. Lenovo quedó segunda, con una cuota del 24,4%, y Acer tercera, con un 12,7%. La cuarta y quinta plaza fueron para Asus, que cayó un 21,9%, pero cerró con un 11,7% de cuota, y Apple, que creció un 3,1% y acabó junio con un 7,6% de cuota.

Source link

La subida de precios de los componentes hace difícil encontrar ofertas agresivas de PC | Compañías

La falta de algunos componentes como las memorias RAM, los paneles LCD y los discos duros sólidos ha provocado un alza en los precios de los ordenadores, que ha terminado afectando a la venta de PC. “Algunos fabricantes han decidido absorber la subida, pero otros han transferido los costes al precio final del producto”, aseguró hace unos días el analista de Gartner Mikako Kitagawa. La realidad es que los ordenadores han subido un 8% de media en España en lo que va de año, y la previsión es que este incremento de precio se mantenga en lo que resta de año, según cuenta a CincoDías Jesús Domínguez, business manager de GFK España, quien apunta que “estamos ante la mayor subida de precios desde hace 7-8 años”.

Desde marzo, se está rompiendo una máxima en la industria del PC, la de que cada año es posible comprar máquinas más potentes por el mismo precio o menor. Algo que responde a que los costes de los componentes tienden a caer. Pero este año no ha sido posible. El incremento del precio de los componentes (solo el de las memorias RAM se ha más que doblado) ha hecho que en algunos casos se haya subido el precio de los equipos, y, en otros, simplemente se ha mantenido, pero a cambio de menos de tecnología o de una configuración menos completa.

Así lo reconocen Miguel Hernández, director de producto de Lenovo, y Miguel Ángel Fiz, director de producto de PC de HP, que aseguran de que a finales de 2016 y principios de 2017 se ha producido la tormenta perfecta que ha llevado a esa situación: una depreciación del euro frente el dólar y un desajuste entre la capacidad de producción y la demanda de algunos componentes que ha llevado a una subida de precios muy agresiva. Ambos directivos coinciden en la causa que ha provocado este desajuste que ha impactado negativamente en el sector, ya de por sí débil como consecuencia de menores ventas por la crisis económica de los últimos años y la competencia de equipos como los smartphones y las tabletas.

“La capacidad de fabricación de componentes es actualmente la que es, y eso no cambiará hasta que haya más fábricas o se amplíen las actuales. Y, mientras tanto, los fabricantes de PC estamos presionados por los fabricantes de smartphones, que ya usan las mismas tarjetas de memoria que un portátil, o por los fabricantes de televisores o de coches. Estos últimos ya incluyen pantallas de 7 u 8 pulgadas, similares en tamaño a la de las tabletas”, dice Hernández.

Los fabricantes tienen un gran desafío en abastecer la gama de entrada, la dirigida a los consumidores con presupuesto limitado

“Tampoco hay que olvidar la presión de compra que tenemos de empresas que adquieren componentes para servidores con el tirón del cloud. Es tremendo lo que se están llevando compañías como Google o Amazon”, añade Fiz.

La situación ha obligado a los fabricantes de PC a tomar medidas para evitar que su rentabilidad se vea dañada. O, al menos, que el daño sea el menor posible. Las estrategias seguidas por las diferentes marcas no son exactas, pero tienen puntos en común. Todas han reducido de forma importante las ofertas más agresivas y de mucho volumen. “Son promociones con las que ya perdíamos dinero, pero que nos interesan para generar demanda, pero en estos momentos, con el encarecimiento tan alto de los componentes, resultan inasumibles”, dice el responsable de HP, que afirma que el gran desafío lo tienen en abastecer la gama de entrada, la dirigida a los consumidores con presupuesto limitado. Algo importante, si se tiene en cuenta que este segmento supone el 55% del mercado del PC en unidades, según GFK.

De este modo, si durante el primer trimestre de este año aún se podían encontrar ordenadores Core i3 4500 por 399 euros, hoy estos mismos equipos cuestan entre 429 y 449 euros, continúa Hernández, que también detalla que en 2016 se veían Celeron 4500 por 269 euros, y hoy no bajan de los 329 euros.

Otra maniobra se da en los PC de gama media y media-alta (los que se sitúan entre 599 y 799 euros). Ahí los fabricantes han optado por poner la última tecnología subiendo el precio del equipo, o han optado por buscar alternativas de configuración que les ha permitido mantener precios, pero a costa, eso sí, de que el cliente pierda algún componente en su equipo (una gráfica dedicada, por ejemplo) o se lleve un PC con algunos componentes que no son los de última generación.

Con todo, los responsables de Lenovo y HP dicen que las subidas que han aplicado en muchos equipos no reflejan todo el incremento de costes que están sufriendo. Aseguran que el escenario actual les ha obligado a cambiar el mix de producto que están trayendo a las tiendas. “Lógicamente, estamos poniendo más foco en los productos premium, como los PC de gaming (para juegos), porque ahí al usuario lo que le importa es tener el equipo más potente, sin reparar tanto en el precio, y a nosotros nos permite obtener más margen”, dice Hernández. Este segmento de ordenadores ha crecido un 50% en lo que va de año y en mayo ya supuso el 15% del mercado en unidades y un 33% en facturación, según GFK.

La otra cara de la moneda

Mientras los fabricantes de PC sufren la subida de precios de los componentes, los fabricantes de estos se están frotando las manos. Muchos han visto dispararse el valor de sus acciones en Bolsa en lo que va de año. Los títulos de Samsung han subido un 40,79%; los de Western Digital un 38,48%, y los de LG Display, un 18,76%. También se han disparado un 7% los de Foxconn y un 3% los de Seagate Tech. Incluso la japonesa Toshiba, duramente castigada en los mercados por su ruinoso negocio nuclear y por las acusaciones de fraude contable, subió ayer más de un 19% en la Bolsa de Tokio después de que un tribunal estadounidense decidiera posponer su veredicto al bloqueo temporal de la venta de su unidad de memoria flash, uno de los negocios más rentables de la compañía.

Samsung también ha anunciado que obtendrá un beneficio récord de 10.650 millones en el segundo trimestre, gracias a su negocio de semiconductores. La cifra supone un incremento interanual del 72% y podría llevar a la firma a superar a Apple como la tecnológica más rentable. Samsung advirtió que la mayor contribución a su beneficio operativo proviene de su negocio de componentes (semiconductores y pantallas, especialmente), que según los analistas ya aportan casi la mitad de sus ganancias operativas. Samsung, que también podría superar este año a Intel como mayor fabricante de procesadores del mundo, invertirá 18.600 millones de dólares en ampliar sus fábricas de chips de memoria y pantallas en Corea del Sur.

Source link

HP confirma su liderazgo mundial en el negocio del PC, que cae un 4,3% | Compañías

HP se confirma como líder mundial del mercado de ordenadores personales. La compañía, que según la consultora IDC ya había logrado arrebatar la primera posición a su más duro rival, la china Lenovo, en el primer trimestre, cierra el segundo trimestre consolidando esta plaza, esta vez incluso con los datos de Gartner, la otra gran empresa de análisis de mercado. Según esta consultora, HP acabó junio con una cuota de mercado del 20,8%, casi un punto por encima que su rival asiático, que se había mantenido líder durante los últimos cuatro años.

El fabricante estadounidense, que suma ya cinco trimestres consecutivos registrando aumentos interanuales, elevó sus ventas un 3,3% entre abril y junio, hasta 12,7 millones de unidades. Mientras, Lenovo redujo sus ventas un 8,4%, después de dos trimestres en positivo, y cerró con una cuota de mercado del 19,9%. La consultora achaca este retroceso “a un cambio de estrategia” de la marca china, “enfocada a proteger sus márgenes de beneficio”.

La tercera en la clasificación fue Dell, que al igual que HP ha crecido en los últimos cinco trimestres. Su cuota es del 15,6%. Entre las tres marcas se reparten más de la mitad del mercado de PC. El resto se reparte entre varios fabricantes, entre ellos Apple y Asus, que son cuarto y quinto respectivamente.

Todas estas compañías batallan por arañar cuota de mercado en un negocio que no para de caer. Según Gartner, en el segundo trimestres del año las ventas mundiales de PC han retrocedido un 4,3% respecto al año anterior, sumando un total de 61,1 millones de unidades vendidas. La cifra, la más baja desde 2007, revela 11 trimestres de caídas consecutivas en el sector.

Gartner señala que la mala situación que atraviesa el mercado es el resultado de la falta de algunos componentes como las memorias RAM o los paneles LCD, que han llevado a un alza de precios, que ha terminado afectando a la venta de ordenadores personales. “Algunos fabricantes han decidido absorber la subida, pero otros han transferido los costes al precio final del producto”, aseguró Mikako Kitagawa, analista de la consultora.

Source link