Los valores catalanes de la Bolsa brillan al margen del referéndum | Mercados

Catalana Occidente: Una compañía familiar bien valorada por las casas de análisis

La aseguradora Catalana Occidente puede vivir con más tranquilidad que los bancos este periodo de tensión política, de acuerdo con los analistas. En primer lugar, porque su reducido tamaño hace que esté fuera del radar de muchos inversores. Solo los más especializados o los que apuestan por el conjunto de la Bolsa española invierten en la firma.
En segundo lugar, porque su negocio dentro de Cataluña es muy pequeño. La compañía ha crecido con compras y el 50% de su negocio se concentra en el seguro de crédito (a través de Atradius – Crédito y Caución). En el resto, con la compra de compañías presentes en todo el territorio nacional (como Plus Ultra o Nortehispana) ha ido reduciendo su exposición a Cataluña.
Además, la firma no tiene tanta dependencia de la financiación externa como el sector bancario, por lo que un repunte de la prima de riesgo por un alza de las tensiones políticas no le afectaría. Por último, la mayor parte del capital de la compañía está en manos de la familia Serra, lo que puede amortiguar los vaivenes bursátiles.
Las cinco casas de análisis que emiten informes sobre este valor mantienen recomendaciones de mantener o comprar. Ninguna recomienda vender. En lo que va de año, la compañía se ha revalorizado en Bolsa un 10%, aunque los últimos meses ha caído. Prestigiosas gestoras como EDM Inversión, Magallanes, azValor o Mutuactivos tienen importantes posiciones en este valor.

Colonial: La conversión en Socimi le lleva a máximos de 2011

El verano le ha traído dos buenas noticias a Colonial. Por un lado, la inmobiliaria catalana volvió al Ibex en sustitución de Popular. Por el otro, la decisión de convertirse en Socimi mejoró sus ganancias un 90% en el primer semestre gracias a los beneficios derivados del sistema fiscal de este tipo de sociedad. Trata de olvidar los rigores de la crisis del ladrillo con sus acciones al mayor precio desde septiembre de 2011. Supera los 8,5 euros por título y sube un 30% en lo que va de año. Los analistas auguran que el idilio con el mercado termine pronto. El consenso de Thomson Reuters sitúa su precio objetivo un 5,8% por debajo de los 8,6 euros por acción a los que cerró el viernes. Y, en su mayoría, aconsejan mantener.

Fluidra: El 80% de la facturación se genera fuera de España

Con una revalorización del 101% desde enero, Fluidra se convierte en uno de los valores más rentables de la Bolsa española en 2017. Es la compañía líder en Europa en fabricación y distribución de productos relacionados con el diseño, desarrollo, cuidado y mantenimiento de todo tipo de piscinas. A pesar de la excelente evolución del valor, “creemos que aún queda recorrido gracias a su principal punto fuerte, su apalancamiento operativo en un entorno de clara recuperación de las ventas”, explican los expertos de Sabadell que tienen a la compañía en comprar. La empresa catalana genera un 21% de su cifra de ventas en España, el 79% restante está distribuido entre el resto de Europa (45%), Asia y Australia ( 20%) y el resto del mundo (12%) .

Miquel y Costas: Bien posicionado en un sector con barreras de entrada

Gesconsult Renta Variable, de la gestora delmismo nombre, e Iberian Value, de AlphaPlus, son solo dos de los muchos fondos de inversión que tienen posiciones en Miquel y Costas. Detrás de este valor de 600 millones de capitalización se esconde un grupo líder mundial por su tecnología en la fabricación de papel para cigarrillos, papeles especiales y pastas textiles. Entre sus puntos favorables está el que en el sector al que pertenece hay fuertes barreras de entrada. Gabriel López, de Inverdif, destaca además que la compañía cuenta con un programa de recompra de acciones “que refleja la buena rentabilidad de su negocio. Además, es una empresa que en otras ocasiones “se ha desmarcado del independentismo”. Sus acciones ganan un 50% desde mínimos de 52 semanas.

Almirall: Un ‘profit warning’ que le costó el puesto al consejero delegado

Turbulencias durante los últimos meses para Almirall. El pasado 11 de julio el fabricante de Almax (entre otros medicamentos) sufrió un duro varapalo. Se desplomó en Bolsa un 25% en una sola sesión después de recortar sus previsiones de ingresos y ebitda para el fin del ejercicio. La empresa lo achacó a la evolución de su filial en EE UU, Aqua. Sumado a su negocio en Asia Pacífico y Asia, ingreso 62,4 millones por este área. Un 19% del total. Esta situación le costó primero el puesto a su jefe en el país norteamericano, Ted White, y al consejero delegado global, Eduardo Sanchiz, después. Sin embargo, el mercado americano no es el principal para Almirall. Ese es el europeo (excluyendo España) que supone un 46%. El nacional representa el 32% restante y 104 millones.

Ercros: Sube un 500% en el año y medio y lidera el continuo en 2017

No solo es que Ercros encabece las subidas en el Mercado Continuo en 2017. En el último año y medio el fabricante de plásticos está inmerso en un rally que parece no dar vértigo a los inversores. Sus acciones se revalorizan más de un 500% hasta situarse al borde de los 3 euros por acción. El tirón bursátil está respaldado por una mejora de sus resultados. El beneficio aumentó hasta junio un 22% con respecto al mismo periodo del año anterior y ganó 24 millones. La empresa lo atribuye a la mejora de la demanda interna derivada por la buena marcha de la economía nacional. Y es que el mercado patrio supone la mayor parte de los ingresos del grupo (el 56,6%). Dentro de las exportaciones, destacan las detinadas al resto de Europa que representan un 27% de la facturación total.

Applus: El 80% de los ingresos provienen de fuera de España

Applus es otra de las compañías catalanas que, aunque con un tamaño reducido, presenta un enorme grado de internacionalización. De acuerdo con su último informe trimestral, el 80% de sus ingresos provienen de fuera de España (Estados Unidos, Latinoamérica, Asia…). La compañía es especialista en un segmento de inversión muy específico: inspección, ensayos y certificaciones, con un flujo de ingresos muy recurrente. En 2016 ingresó 1.585 millones de euros y obtuvo un beneficio de 19,5 millones.
La gestora Metavalor, que administra uno de los mejores fondos de Bolsa española de los últimos años, lleva tiempo apostando por esta empresa. En lo que va de 2017 la firma ha registrado una revalorización del 13%.

Source link

Referéndum: Guardiola (Sabadell) ve posible que las empresas preparen un plan “de contingencia” en Cataluña | Compañías

El consejero delegado del Banco Sabadell, Jaime Guardiola, ha considerado hoy que no se están produciendo movimientos empresariales “de forma efectiva” en respuesta a la tensión política en Cataluña, pero ha indicado que puede haber “gente” en el mundo económico preparando planes “de contingencia”.

Guardiola ha tomado parte en Bilbao en el Foro Liderazgo Empresarial, donde ha reflexionado sobre el futuro del sector financiero y se ha referido a la situación política en Cataluña ante la intención del Gobierno catalán de celebrar un referéndum independentista.

“La situación actual provoca muchos nervios y preocupación y los agentes económicos pueden prepararse” ante ella, pero “me cuesta ver que hayan tomado decisiones”, ha indicado tras ser preguntado por una hipotética salida de multinacionales de Cataluña en el actual contexto.

“Hablamos -ha dicho- de cambio de domicilio, que puede ser nominal. Uno puede cambiar su domicilio, pero no mover a la gente…”.

“Me imagino -ha añadido- que podemos ver gente preparando” un eventual plan “de contingencia, pero no me parece que se estén produciendo de forma efectiva movimientos”, ha considerado.

Guardiola ha discrepado con el grupo de inversión y valores norteamericano Goldman Sachs en relación a que la situación de Cataluña “pueda tener afectación” en la evolución económica de las entidades financieras catalanas.

En un reciente informe, los analistas de Goldman Sachs han retirado a CaixaBank de su grupo de valores europeos financieros con más valoración aduciendo, entre otros motivos, “la escalada de tensiones políticas en Cataluña” en las últimas semanas y la previsión de más tensión de cara al 1 de octubre.

Según el responsable del Sabadell, desde el punto de vista regulatorio y jurídico “no existen elementos que den una diferenciación” a las entidades catalanas.

“No distingo entre entidades catalanas, que son catalanas y españolas” y están “en el sistema y están reguladas. No hay ningún elemento diferencial”, ha sostenido.

Guardiola también ha considerado “absurdo” que las entidades financieras trabajen con la hipótesis de una Cataluña independiente y ha afirmado que “cualquier negocio se adaptaría a cualquier situación que se produjera”.

Source link

Sabadell impulsa una gran red de franquiciados para vender pisos a particulares | Compañías

Solvia, el service de Banco Sabadell, ha decidido apostar fuerte por la agencia inmobiliaria que puso en marcha hace menos de un año como experiencia piloto. El proyecto de contar con su propia red de oficinas a pie de calle y competir directamente con Tecnocasa o Redpiso ha funcionado mejor de lo previsto inicialmente, reconoce Javier García del Río, director general de Solvia. “El mercado está creciendo mucho en España, incluido el de la venta de pisos de particular a particular. Razón por la que hemos decidido impulsar las oficinas de Solvia como agencia inmobiliaria”, explica este ejecutivo.

De momento, “ya tenemos 19 oficinas propias y 29 contratadas como franquicia, y el objetivo es cerrar el año con 55 agencias, la gran parte franquiciadas, dado el interés que ha despertado el proyecto entre los agentes de la propiedad”. La oferta de franquiciados de Solvia está abierta tanto a la red de agentes de la propiedad inmobiliaria (API) homologados, como para otros profesionales del sector, como emprendedores e inversores.

El plan estratégico de Solvia incluye la apertura de 180 locales franquiciados y 36 oficinas propias hasta 2019 por toda España, explica Javier García del Río. Este directivo mantiene que “la tecnología ha comenzado a jugar un papel relevante en el sector inmobiliario, pero reconoce que el cliente todavía quiere ver lo que compra y en el caso de las ventas, quiere también conocer a quién. Quiere hablar con el comprador o con el vendedor”.

La red de Solvia Store ha vendido 1.850 viviendas en los siete primeros meses del año, lo que han supuesto 233 millones de euros. Estas cifras representan un 36% del precio de venta de los inmuebles a clientes minoristas de Solvia y un 22% de las ventas de inmuebles totales también en previsión de venta.

“Este porcentaje debe superar el 30% a finales de año, y llegar a más del 75% de las ventas minoristas en dos años”, explica Javier García, quien recuerda que las ventas totales de Solvia de enero a julio han sumado 1.046 millones de euros. “Estamos muy satisfechos con las ventas que está llevando a cabo Solvia porque están superando todas las previsiones”, reconoce este ejecutivo.

De momento, el cumplimiento de los objetivos de esta nueva red como agencia inmobiliaria se encontraba ya “al 108% de lo planificado”, mantiene su responsable. La oferta de franquiciados de Solvia está abierta tanto a la red de agentes de la propiedad inmobiliaria homologados, como para otros profesionales del sector, como emprendedores e inversores. García mantiene que la plataforma de Solvia supera los 740 empleados, cifra muy superior a los 250 con los que contaba cuando llegó a un acuerdo con Sareb para que le apoyara en sus ventas en 2014.

Sabadell fue en 2012 contra corriente y decidió mantener bajo su total tutela su división para gestionar toda su abultada cartera (en gran parte proveniente de CAM) vinculada al ladrillo fruto del estallido de la burbuja inmobiliaria. También se planteó, de hecho, sacarla a Bolsa, pero finalmente desistió porque consideró que era mejor tener su gestión por completo en un momento en el que ya comenzaba a detectarse un nuevo repunte de los precios inmobiliarios. Ahora el mercado le da la razón, afirma. “Además, nuestro proyecto de agencias inmobiliarias parece que pueden ser imitadas por otras firmas”, declara Javier García.

Solvia cerró el primer semestre del año con un beneficio neto de 20,6 millones de euros, lo que duplica las ganancias de un año antes y “supone una cifra ligeramente superior a lo previsto para la primera parte del ejercicio”.

“El resultado se debe a la buena marcha de la actividad de ventas de todos los portafolios gestionados y a la recuperación de préstamos gestionados, que no pertenecen a la cartera del banco, y a un nivel de costes alineados con las cifras presupuestadas”, recalca este directivo. Javier García descarta una guerra de precios en un futuro más o menos cercano tras la venta del 51% de la cartera de inmuebles de 30.000 millones de Banco Popular, ahora en manos de Santander, al fondo Blackstone, que ya se había adjudicado una cartera en 2014 de 40.000 hipotecas morosas procedente de Catalunya Caixa y valorada en 6.400 millones de euros.

“Tras esta operación habrá más competencia, pero no creo que se produzca una guerra de precios. Blackstone es un actor que ya conoce muy bien el mercado español después de adquirir la cartera de Catalunya Caixa y no creo que su objetivo sea bajar los previos”, declara el responsable de Solvia. La plataforma inmobiliaria de Sabadell lleva siendo desde 2012 una de las firmas que más venden inmuebles en España. Desde entonces sus ventas superan año tras año los 2.500 millones de euros de manera recurrente.

Otras claves del proyecto

De los más de 2.500 millones de euros que vende Solvia al año, una parte importante son venta de viviendas, de ahí, el proyecto de convertirse en un agente inmobiliario.

Con su plan de expansión, Solvia se codeará con las principales agencias inmobiliarias del país. Tecnocasa cuenta en la actualidad con 388 puntos de venta, aunque cuenta con un plan para abrir hasta 600; Best House tiene 219 oficinas; Alfa inmobiliaria mantiene 143, y Remax, 96, según datos del 2016.

Fuentes del colectivo de API mantienen que en España existe un gran número de buenos profesionales en el ámbito de la intermediación inmobiliaria en España y Solvia puede aportar a este colectivo y a las pymes medios para incrementar el nivel de servicios al cliente, modernizando su fórmula de hacer negocio, al incluir herramientas de big data para analizar el mercado, o inversión en publicidad y marketing digital al que solo pueden acceder las grandes empresas.

Cada franquiciado tendrá preferencia para ser el vendedor de los activos de los clientes actuales de Solvia (Sabadell, Sareb y fondos), y de los particulares cuyas viviendas estén por ese entorno.

Source link

Visitar el banco cada día es más caro | Mi dinero

La banca electrónica hoy en día es una realidad arrolladora. Los bancos facilitan cada vez más la realización de operaciones a través del móvil, ordenadores y cajeros. Las entidades mantienen sus servicios de forma física, para que los clientes puedan acudir a la sucursal financiera a realizar sus operaciones y transacciones, aunque el sector esté inmerso en un proceso de reducción de red que abarate los costes. De hecho, la banca se esfuerza en dirigir al cliente hacia la operativa online y en desalentar la operativa en sucursales. Así, una visita a las oficinas revela que numerosos bancos realizan recargos solo por el hecho de ingresar dinero en una cuenta que no sea la propia, además de establecer horarios muy limitados para la operativa más básica.

Para realizar un ingreso en una cuenta que no sea la propia en una de las sucursales de la entidad, el cliente debe abonar cinco euros. Para hacer un cobro de recibo, solo se pueden realizar de forma física los martes, miércoles y jueves, desde las 11.30 de la mañana hasta las 14 horas. Y solo entre los día 11 al 24 de cada mes.

Al acudir al banco para hacer un ingreso en una cuenta ajena, en caso de querer añadir un concepto, se debe abonar un recargo de 10 euros. Sí no se añade concepto, la operación será gratuita. Hacerla en el cajero automático, con concepto o no, no tiene ningún coste extra. El cobro de un recibo no tiene coste alguno.

Cobra una comisión de cinco euros por la realización de un ingreso en una cuenta ajena.

Los clientes no encontrarán restricción de horarios, pero sí un recargo de dos euros al realizar cualquier operación en oficina. Se pueden realizar estas gestiones en el cajero automático sin ningún coste extra.

En la entidad presidida por José Ignacio Goirigolzarri realizar ingresos en una cuenta distinta a la propia en los mostradores de la sucursal no tiene coste para los clientes. En lo relativo al cobro de recibos, hay oficinas en las que no se da la opción de realizar el cobro en la caja, solo se puede hacer a través del cajero automático. Las sucursales en las que sí se tramita de forma física el cobro de recibos, tienen un horario restringido por las mañanas para la realización de estos, salvo en las oficinas ágiles, que cierran a las 18:00 horas.

Si un cliente quiere hacer un ingreso en una cuenta que no sea la suya a través de la caja de una sucursal, no tendrá que abonar un importe extra. Si no es cliente de la entidad, la operación tendrá un recargo de dos euros.

Si los clientes acuden a una sucursal a realizar gestiones en caja, deberán hacerlo antes de las 11 de la mañana, ya que en caso de pasar este límite horario, las operaciones solo se podrán realizar a través del cajero automático. La entidad no cobra a sus clientes por hacer un ingreso en una cuenta que no sea la suya. Para cobrar un recibo, los usuarios deben acudir el martes o el jueves de 8.30 a 10.30 de la mañana.

El banco malagueño no cobra a sus clientes por la ejecución de ninguna de estas operaciones.

Por otro lado, en las transferencias, la comisión está bastante igualada. Sí hay diferencias en cuanto a la cantidad de transferencias sobre las que se aplica recargo.

A quienes no tienen nómina domiciliada, Bankia cobra por una transferencia online un recargo del 0,51%, que aplica en el 0,03% de las transferencias. Caixabank cobra un extra del 0,52% en las transferencias online, pero en cambio, aplica este coste en el 19,96% de las transferencias realizadas, según datos del Banco de España. Los costes suben si la transferencia se realiza de manera física. En este caso, el porcentaje en Caixabank es el 0,38%, pero cobra esta comisión en el 46,81% de los casos. BBVA es quien más veces lo aplica. Con un extra del 0,42% en las transferencias físicas, hace uso de este en el 53,3% de las transferencias.

Los españoles, los europeos que más veces van al banco en el año

Una encuesta publicada por el servicio digital de envío de dinero Azimo revela que los españoles son los europeos que más veces acuden a su sucursal más cercana en el año, reflejo de la amplia red de oficinas bancarias en nuestro país.

Un 41% de los usuarios españoles afirman esperar entre 15 minutos y una hora para realizar sus gestiones en sus entidades bancarias mientras que esta cifra se reduce al 15% en el caso de los británicos y al 14% en el caso de los alemanes.

El 20% de los españoles afirma visitar la sucursal de su banco más de 10 veces al año y solo un 8% segura no pisar nunca de manera física su banco.

Por su parte, el 26,5% de los ciudadanos alemanes y el 22,30%de los británicos confirman no visitar nunca sus bancos para realizar gestiones.

Los últimos datos del Banco de España muestran que el número de cajeros automáticos que hay en territorio español ha descendido un 20%desde 2008. Desde entonces, ha retrocedido en 12.332 terminales.

Source link

La banca pública ha devuelto ya 220 millones por las cláusulas suelo | Mi dinero

La banca pública española ha devuelto ya 220 millones de euros a los clientes que contrataron créditos hipotecarios que incluían cláusulas suelo, aquellas que limitan la rebaja de cuotas de la que disfruta el consumidor frente a la caída real del euríbor, consideradas nulas por los tribunales si no se comercializaron con la debida transparencia.

Este es el resultado que arroja, de momento, el plan generalizado de devolución de lo cobrado que pusieron en marcha a comienzos de año Bankia y BMN, de las que el Estado posee un 65%, coincidiendo con el impulso del Ejecutivo a un marco de negociación extrajudicial entre bancos y afectados. Las dos entidades intervenidas se distanciaban así de la estrategia general de las entidades privadas, que optaron por analizar caso a caso y por defender sus contratos en los tribunales.

Bankia, que identificó un riesgo máximo de 214 millones que provisionó íntegramente, ha devuelto hasta mediados de agosto 186 millones a unos 37.000 clientes, según los datos manejados por la entidad. La cifra supone que se ha contestado ya favorablemente a más del 90%_de las reclamaciones registradas.

En concreto, detalla Europa Press, un 82,3% de los clientes ha optado por solicitar la devolución en efectivo y el resto ha amortizado parte de su deuda pendiente. Por su parte, BMN estimó un impacto potencial de hasta 80 millones de euros, que también dotó en su totalidad. Según el último dato disponible, facilitado por el ministro de Economía, Luis de Guindos, en su última comparecencia parlamentaria, la entidad ha devuelto ya más de 34 millones lo que equivale al 77% de reclamaciones recibidas.

Entre Bankia y BMN, que trabajan en su fusión, la banca pública ha devuelto ya el dinero a cerca del 80% de sus clientes con cláusulas suelo. Sin embargo, mientras la banca participada por el Estado se acerca paso a paso a la devolución del 100% de riesgo derivado de la aplicación de cláusulas suelo, el resto de entidades financieras han decidido mantener intacto el volumen de provisiones que anunciaron hace meses o, incluso, comenzar a reducirlo.

Así, CaixaBank, que afronta el mayor riesgo potencial del sector financiero, con una factura de hasta 1.250 millones de euros, mantiene inalterable una provisión de 625 millones. Por su parte, BBVA, con un impacto de hasta 1.200 millones, no eleva la dotación de 577 millones que ya constituyó.

Más significativo resulta, no obstante, el caso de las entidades que a la luz de los resultados del mecanismo extrajudicial de negociación aprobado por decreto en enero, y del colapso judicial que han originado litigios hipotecarios como el de las cláusulas suelo, han optado por reducir la cobertura de este riesgo a cierre del primer semestre. Es el caso de Banco Sabadell, firme defensor de la validez de sus cláusulas que dotó hace meses 410 millones de un riesgo de 490 millones. A cierre de junio, sin embargo, revisó el perímetro de riesgo y rebajó la provisión hasta los 339 millones.

Liberbank, por su parte, llegó a dotar 155 millones de euros para un riesgo máximo de 208 pero, tras devolver el dinero a parte de sus clientes y evaluar los casos pendientes, ha rebajado la provisión a 48 millones de euros.

Caso aparte es el de Unicaja, que tras meses sin ofrecer datos concretos, reveló de cara a su salida a Bolsa que la consultora EY le recomendaba dotar de 310 a 410 millones por el riesgo derivado de sus cláusula suelo. La entidad dotó 370 millones.

Source link

Productos inmobiliarios para todos los bolsillos en busca de rentabilidad | Mi dinero

“Sin duda es un buen momento para invertir en el mercado inmobiliario español”, sentencia el director general de Negocio Inmobiliario de Servihabitat, Juan Carlos Álvarez. Y como él todos los principales servicios de estudios especializados en el sector. Los indicadores así lo avalan con precios, ventas y promociones al alza y los inversores, tanto nacionales como internacionales, llevan tiempo apostando por ello.

Aunque es difícil medir la finalidad de cada compra de vivienda, lo cierto es que parece existir el consenso de que en la actualidad una de cada cinco adquisiciones se realiza como inversión. Ante un mercado en plena ebullición y con tanta oferta disponible, ¿dónde se encuentran las mejores oportunidades? ¿Tienen acceso a ellas todos los inversores o hay que partir de un presupuesto mínimo?

Los analistas consultados coinciden: hoy hay producto para toda clase de bolsillos, que lo único que han de priorizar es la búsqueda de la mejor ubicación. Y otro consejo de partida: “ante una decisión de inversión inmobiliaria, hay que tener en cuenta que implica importantes costes de acceso, como son los impuestos, las tasas y otros gastos; por lo que debe plantearse como una operación a medio-largo plazo para que los costes queden amortizados”, advierte Álvarez.

En este sentido, y a diferencia de otras inversiones como la renta variable, la adquisición de cualquier activo inmobiliario, ya sea una vivienda, un edificio de oficinas o un local comercial, es mucho menos líquida. Es decir, que llegado el momento de su venta, ésta puede llevar un tiempo, por lo que los expertos recuerdan que no debe comprometerse capital que pueda necesitarse de manera inminente. Por esta razón, algunos analistas se resisten a comparar la rentabilidad que ofrece el ladrillo con la de otros productos financieros, ya que defienden que no tienen correlación.

Al identificar las mejores oportunidades es crucial hacer una salvedad. Y es que siempre va a depender del perfil del inversor. A priori, los productos que ofrecen mayores rentabilidades son los activos del sector terciario, esto es retail o pequeños locales comerciales, oficinas y naves logísticas, cuya actividad está registrando un fuerte aumento en los últimos años por los cambios de hábitos de consumo.

Potencial al alza

Se trata de activos con rentabilidades que no suelen bajar del 4,5% anual y en función de la tipología alcanzan el 7%, pero, al mismo tiempo, son más volátiles y se suelen concentrar en ubicaciones muy determinadas como son las grandes urbes. El segmento residencial, por su parte, tiene a su favor mucha menos volatilidad y una oferta mucho más diversificada tanto en ubicación como en precio. Es para todos los expertos, la inversión idónea para los presupuestos más modestos.

Samuel Población, director nacional de Residencial y Suelo de CBRE, explica que los últimos datos del Banco de España estiman que la rentabilidad bruta del alquiler de vivienda es del 4,3%. Si a esa cantidad se le suma la plusvalía que puede obtenerse cuando se venda la casa, el beneficio total puede alcanzar el 9,5% bruto, dependiendo de lo que se haya apreciado el inmueble.

Para Población se trata de un mercado que se encuentra en un momento inmejorable y con gran potencial de recorrido en los próximos tres o cuatro años, ya que “la demanda de hogares que optan por vivir de alquiler seguirá incrementándose en los próximos años, aumentando la convergencia hacia la media europea, situada ahora en el 33,6% de los hogares, mientras España marca el 22,2%”.

Uno de los factores que explica este renovado gusto por el inmobiliario es que las perspectivas en cuanto a precios son positivas y apuntan a que la tendencia al alza continuará, si bien lo hará a distintas velocidades. Desde JLL calculan que la revalorización de la vivienda nueva desde que tocó mínimos llega ya al 15%, frente a las casas usadas, cuya apreciación ha sido más modesta, del 4,5%. Para este ejercicio, esta consultora estima un encarecimiento medio de los inmuebles en las zonas más demandadas de las grandes ciudades y en los mayores focos turísticos del 5%.

El director de Ventas e Inversión para España, Capital Markets de JLL, Borja Ortega, aconseja fijar el objetivo en inmuebles de muy buena calidad o que puedan ser reformados, ya que advierte que los inquilinos dan prioridad cada vez más a la calidad de los inmuebles. En cuanto a la localización, recomienda Madrid y Barcelona por encima de cualquier otro emplazamiento para vivienda y oficinas, así como Valencia, Málaga o Bilbao para retail.

Fundamental es que el inmueble escogido tenga potencial de recorrido al alza en las rentas a cobrar y llama la atención sobre usos que cobrarán a medio plazo más importancia como son las residencias de estudiantes o los apartamentos con servicios comunes. Víctor Pérez Arias, managing director de ASG Iberia, incide en esta idea.

“Hay que ser muy selectivos porque la recuperación no está siendo simétrica ni para todos los productos, ni en todas las ubicaciones”, asegura. Para los denominados inversores profesionales, fondos o family office, ASG Iberia recomienda hoteles, residencias y sobre todo retail, dado el auge de la peatonalización de los centros de las ciudades para recuperar espacio comercial.

Para el inversor medio la apuesta más segura es la vivienda, ya que su alquiler está funcionando muy bien y ofrece “rentabilidades interesantes, que van a depender mucho de la zona y el tipo de casa”. El pequeño local comercial es otra de las opciones más recomendadas por la fácil gestión que conlleva para el propietario.

Garantizar la demanda

Solvia, en un completo análisis sobre la rentabilidad que ofrece la vivienda por áreas geográficas realizado para CincoDías, concluye que en el sector actual se dan comportamientos tan dispares en los diferentes mercados locales que, “en este momento, estrategias de compra e inversión para apetitos de riesgo muy diferentes encajan perfectamente en los distintos segmentos de activos y zonas”.

El consejo de este servicer es que en cualquier ciudad antes de comprar se determine de forma adecuada la ubicación (calles y tramos concretos), de forma que se garantice la demanda y el interés y se minimice el tiempo de realquiler, que a nivel global asciende a 90 días, aunque puede reducirse a menos de 15 allí donde existe demanda consolidada y activos en buen estado de conservación, a los que debería añadirse una óptima gestión y comercialización del arrendamiento.

Solvia, como BBVA Research, recuerda que el mercado se mueve a distintas velocidades. Una más acelerada en la que destacan Madrid, Barcelona, el levante y los grandes focos turísticos; y después el resto del territorio a un ritmo mucho más sosegado. Para un inversor patrimonialista, existen ciertas zonas en Madrid que permiten rentabilidades brutas superiores al 7%, como son los barrios de Villaverde, Usera, Vicálvaro o Moratalaz.

No obstante, para quienes sean más fieles a las localizaciones prime, Chamartín, Mirasierra, Salamanca y Chamberí siguen siendo los más atractivos, aunque sus rentabilidades no pasen del 4,4%. En Barcelona, donde más se revalorizan los inmuebles es en el Eixample, Gràcia y Sarrià, sin perder de vista la buena marcha de las comarcas del Vallés Oriental y Occidental; y, dentro de Cataluña, las áreas de Platja d’Aro, Altafulla o Llança.

Knight Frank insiste en definir la estrategia de inversión y el coste del capital. Para inversiones seguras, a largo plazo y que brinden ingresos estables, esta consultora recomienda el sector terciario, sobre todo en oficinas y locales comerciales. En estos casos, las ubicaciones ideales son Madrid y Barcelona. Para retail, el abanico se amplía al resto de Cataluña, País Vasco y Valencia, mientras en el caso de que se opte por el segmento residencial lo más aconsejable es Madrid, Barcelona, Valencia, Málaga o Sevilla.

En cuanto a las rentabilidades que genera cada producto, oficinas prime ofrecen un 3%, en zonas secundarias se eleva hasta el 6% y en retail oscila del 5% al 7%. En vivienda, un patrimonialista logrará entre un 3,5% y un 4% neto si arriesga y opta por alejarse del centro. Gran variedad de producto para escoger.

Source link

La banca exprime las plusvalías de sus bonos en previsión del alza de tipos | Mercados

La cuantiosa cartera de bonos de la banca española está viviendo momentos de cambio y su gestión ha alcanzado un punto de inflexión en el primer semestre del año, en que los bancos han mostrado una caída generalizada de los resultados por operaciones financieras, con la excepción de Bankia y Sabadell.

La cartera de deuda soberana ha sido una verdadera tabla de salvación para la cuenta de resultados de la banca española, que en los momentos más duros de la crisis aprovechó la liquidez a precio de saldo del BCE para comprar bonos soberanos con una rentabilidad muy superior a los tipos a los que prestaba el banco central. La ganancia para la banca, en una operativa conocida como carry trade, estaba asegurada. Las compras de deuda por parte del BCE cerraron un círculo en el que además se garantizaba la financiación de los Estados.

La venta de la cartera de deuda ha generado generosas plusvalías a la banca y notables resultados por operaciones financieras, que han servido para compensar la debilidad del margen de negocio tradicional en un contexto de tipos cero. Pero ese escenario ha comenzado a cambiar: el repunte de rentabilidades en el mercado de renta fija, ante la expectativa de fin de estímulos del BCE, ha empujado a la banca a acelerar la venta de su cartera de bonos, antes de que los precios caigan con más intensidad. Y ese alza en las rentabilidades de la deuda, en anticipo de un alza del precio oficial del dinero que aún tardará en llegar, está ayudando a recomponer el margen de negocio y a reducir la dependencia de los beneficios por operaciones financieras en la cuenta de resultados.

De hecho, mientras algunas entidades como Sabadell y Bankia aún exprimen la venta de su cartera de bonos y se anotan plusvalías con las que seguir apuntalando sus márgenes, en un proceso que ya está en declive por el entorno cambiante del mercado, otras entidades ya van un paso por delante y, después de las ventas (y las plusvalías) de trimestres anteriores, están empezando a rehacer sus carteras.

Bankia y Sabadell aún están vendiendo de cartera de bonos, mientras se recompone el margen de intereses

Es el caso de CaixaBank, cuyo resultado por operaciones financieras descendió casi el 60% interanual en el segundo trimestre y que ha elevado ligeramente su cartera de deuda: desde los 20.800 millones de euros de diciembre de 2016 a los 23.000 millones de junio de este año. En Unicaja, la cartera de deuda ha subido de los 14.600 millones de 2016 a los 15.300 millones de junio, de los que 9.700 millones son deuda soberana española. Esta última cifra desciende desde los 14.700 millones euros de 2014.

“Las entidades ya no necesitan vender tanta cartera porque los márgenes están mejorando. Algunas de hecho están ya comprando para recuperar los niveles perdidos y tener una futura fuente de plusvalías”, explica Nuria García, analista de Ahorro Corporación. Gonzalo López Eguiguren, analista de Mirabaud, recuerda además que la normativa anima a los bancos a catalogar su cartera a vencimiento y no como disponible para la venta, requisito necesario para hacer operaciones financieras pero que también inyecta más volatilidad en los ratios de capital de los bancos. “Los resultados por operaciones financieras cada vez van a tener menos peso, las plusvalías por la cartera de bonos cada vez son menores”, explica López Eguiguren.

Fuentes del sector reconocen que el potencial para obtener plusvalías de los bonos está menguando, aunque sin olvidar que el rendimiento del bono español a diez años apenas ha variado en el balance anual –aunque rozó el 1,9% en marzo– y que la prima de riesgo española todavía tiene recorrido a la baja, aunque su descenso vaya a ser de mucha menor intensidad que en el pasado. “La cartera de bonos de los bancos se ha convertido en estructural para el sector, es clave para cumplir con las exigencias regulatorias de liquidez. Además, depositar la liquidez sobrante en el BCE sigue teniendo una penalización del 0,4%”, recuerdan desde el sector.

En Bankia todavía están en la fase de venta de la cartera de bonos como fórmula con la que reforzar márgenes, aunque la desinversión es ya menos intensa. La entidad se ha deshecho de cartera en el año por 4.000 millones de euros, de los que 3.000 millones se vendieron en el primer trimestre. En Sabadell, donde también suben los ingresos por operaciones financieras, la cartera de deuda a vencimiento ha pasado de la nada a junio de 2016, a los 9.340 millones un año después.

Source link

Banco Sabadell cierra la venta de su filial de banca minorista en EEUU por casi 850 millones de euros | Economa

Vista del edificio central del Banco de Sabadell.

Source link

La gran banca dispara sus ganancias un 20% al normalizar sus cuentas | Compañías

El business as usual era un concepto casi desterrado de la banca. Quiebras de entidades, inyecciones de dinero público, morosidad rampante y fuertes pérdidas han marcado el día a día del sector financiero español. Pero poco a poco la normalidad va volviendo. Los cinco grandes bancos nacionales (Santander, ya con Popular, más BBVA, CaixaBank, Sabadell y Bankia) han ganado en el primer semestre del año 7.726 millones de euros, un 20,5% más que hace un año. Ha sido clave en el resultado la actividad internacional de los dos grandes, pero también el buen tono del negocio tradicional. 

En el regreso de esa desterrada rutina BBVA dispara su beneficio gracias a su filial en México (lo normal hace 10 años), Santander vuelve a ser el fagocitador de rivales que siempre fue, CaixaBank saca músculo como la primera franquicia bancaria dentro de España (un título que ostenta desde hace años) y Banco Sabadell y Bankia van dejando atrás los millonarios saneamientos por créditos morosos.

Tres datos avalan la vuelta al negocio básico: 

  1. La evolución del margen de intereses. No hay mejor termómetro para ver la salud de un banco. Es la diferencia entre lo que ingresa por prestar dinero y lo que tiene que pagar por captar recursos (depósitos o financiación mayorista). Hasta junio, la gran banca tuvo un margen de intereses de 30.983 millones de euros, un 8% más que hace un año. La clave está siendo el menor coste en la captación de pasivo.
  2. La buena evolución de las comisiones netas. Durante los cuatro últimos años los bancos han recurrido como vía de ingresos alternativa a la venta de seguros, planes de pensiones y fondos de inversión. En el primer semestre ingresaron casi 10.500 millones de euros en comisiones netas, un 12,7% más que en el mismo periodo de 2016.
  3. Normalización de ingresos financieros. Una de las tablas de salvación del sector en los últimos ejercicios ha sido la compraventa de deuda pública. Con la caída de los tipos de interés, esta fuente de ingresos atípicos se ha ido reduciendo. Los resultados de operaciones financieras de la gran banca han caído un 12% en el semestre.

En el caso de Banco Santander, los analistas destacan especialmente el aporte que representa la reciente adquisición de Banco Popular y la estabilización del negocio en Brasil, un país que ha vivido dos años muy difíciles en términos políticos y económicos. “Está habiendo una recuperación de las comisiones netas y buena evolución de los gastos de explotación, con una morosidad contenida”, explica Nuria Álvarez, gestora de Renta 4 Banco. El banco ha obtenido un beneficio atribuido hasta junio de 3.616 millones de euros (+24%).

Los resultados obtenidos por el grupo presidido por Ana Botín han sido mejores a los previstos por los analistas. “En casi todas los países donde el banco está presente, el beneficio atribuido ha sido mejor del esperado por el mercado”, recuerda Álvarez. Desde la firma recomiendan a sus clientes aumentar la exposición a Banco Santander.

BBVA, por su parte, ha cosechado unas ganancias en el primer semestre de 2.306 millones de euros (+26%), muy en línea con las previsiones del mercado. En su caso, México vuelve a ser el impulsor de los resultados, con unas ganancias de 1.080 millones de euros, el 40% del total.

CaixaBank es para los expertos el mejor indicador de cómo evoluciona el sector bancario dentro de España. La entidad financiera catalana ha demostrado una notable solidez de su margen de intereses, con un crecimiento del 15%, y una excelente evolución de sus comisiones netas (+24%). El beneficio neto obtenido por el banco, de 839 millones de euros, ha superado con creces las expectativas de los analistas.

Una de las claves de la evolución del grupo es que ha conseguido reducir el coste de la financiación de sus recursos. “Ha habido una gestión intensa de la financiación minorista, especialmente del ahorro a vencimiento, que reduce su coste desde el 0,63% en junio de 2016 hasta el 0,11%”, explica la entidad en un comunicado. También ha habido una notable caída del coste de la financiación institucional.

Bankia hacía tiempo que ya había normalizado sus cuentas. La gestión de José Ignacio Goirigolzarri y su equipo han logrado poner en valor una franquicia que está muy bien capitalizada y que afrontará en los próximos meses la absorción de BMN, su primera operación corporativa.

El banco ganó en el primer semestre 514 millones de euros, un 6,9% más que hace un año. Desde el equipo de análisis de Citi destacan “las buenas métricas de negocio, con una buena mejora del margen de clientes, con crecimiento en los tipos de interés aplicados y en las comisiones ingresadas”.

En su caso, la vuelta a los principios básicos pasa por la reducción del dinero destinado a provisiones. En el primer semestre los saneamientos cayeron un 15,6%, tras recortar la morosidad en 1.000 millones de euros. Esta cifra ha batido las previsiones de los analistas.

Banco Sabadell, por su parte, sigue con el proceso de absorción de su filial británica TSB. La entidad, que ha obtenido un beneficio semestral de “sigue dependiendo demasiado de los resultados de operaciones financieras, pero sus ingresos recurrentes van presentando una mejora trimestre a trimestre”, explica Nuria Álvarez, analista de Renta 4.

Source link

Sabadell da por cerradas las pérdidas por el ladrillo | Compañías

“Estamos en un momento importante para la vida del banco”, ha asegurado este viernes el consejero delegado del Banco Sabadell, Jaume Guardiola, que tras la venta de la participación en United Bank y el reaseguro de Banc Sabadell Vida ha dado por cerrado el periodo de pérdidas provocadas por los activos adjudicados. Algo que, según sus palabras, ha impulsado el resultado del grupo hasta los 450 millones. Un 5,9% más que en el primer semestre del año pasado.

Guardiola ha explicado que estas dos operaciones han generado plusvalías y han reducido sus activos problemáticos hasta situar su ratio de cobertura en el 52%. Es más, ha asegurado que le permitirán hacer frente a futuras coberturas de provisiones. Así ha anunciado que Sabadell ha tenido un ritmo de reducción de este tipo de activos “muy bueno” (de 1.200 millones) y que anteceden el cumplimiento del objetivo marcado para fin de años: los 2.000 millones. El banco ha reducido el saldo de dudosos en un 19,7% y el de activos problemáticos en un 12,3% con respecto al mismo periodo del año anterior.

En este proceso, el primer ejecutivo del banco ha señalado la venta de activos de su filial inmobiliaria, Solvia. En el segundo trimestre se ha deshecho de 3.539 unidades y ha percibido 329 millones de euros. Además, ha reducido el descuento medio sobre venta de activos adjudicados se ha reducido desde el 6,3% hasta el 3,7%.

En cuanto a su filial inmobiliaria especializada en hoteles –HI Partners-, Guardiola ha reiterado la consolidación del negocio y la búsqueda de alternativas estratégicas. Entre ellas ha mencionado una posible salida a Bolsa para finales de año o una desinversión total o parcial de su posición en el accionariado. “No queremos quedarnos como gestores hoteleros a largo plazo, lo que no quiere decir que no nos quedemos con alguna participación. En este sector hay una gran oportunidad, donde entramos como consecuencia de la crisis y queremos que acabe externalizado”, ha explicado.

Esta consolidación en el proceso de desprendimiento del ladrillo ha llevado a Guardiola a presumir de liderazgo en solvencia entre la banca española. Con una ratio CET 1 fully loaded del 12,1%, ha afirmado que se encuentra entre las mayores de la zona euro. Solo superada por algunos bancos nórdicos y de países de tamaño menor al de España. Ha puesto el acento también en la reducción de la ratio de morosidad hasta el 5,49% y en haber conseguido el investment grade de las tres principales agencias de calificación crediticia.

La mejora en la venta de activos tóxicos ha sido acompañada por un incremento del negocio bancario del 3,5%. Más que por el incremento del margen de intereses (que aún cae el 0,3% interanual), el consejero delegado lo ha atribuido al incremento de los ingresos por comisiones, que se ha situado en el 5,7%. Guardiola ha destacado la buena marcha del negocio fuera de balance (seguros y planes de pensiones), cuyos recursos han aumentado un 17,2% con respecto al año pasado. Sin embargo, en cuanto al balance el ejecutivo ha destacado el incremento de saldos de cuentas a la vista, de un 14,9% con respecto al mismo periodo de 2016.

En cuanto a su cuota de mercado, Guardiola ha destacado el primer puesto en banca de empresas y ha reconocido un retroceso en la calidad del servicio percibida por los clientes. Lo ha atribuido al cierre de oficinas (200 en el primer semestre), pero se ha mostrado seguro de que recuperarán la posición a final de año. “No es traumático el cierre de oficinas. El proceso seguirá produciéndose y responde a un cambio en la gestión”, ha dicho. También se ha referido al crecimiento del crédito. De un 18,3% en los crédito al consumo y de un 13,4% en cuanto a las hipotecas. 

Ha admitido también la caída en un puesto en el escalafón (de tercera entidad a cuarta) en cuanto a banca minorista, debido a la compra del Banco Popular por el Santander el pasado junio. Con respecto a la operación, Guardiola ha negado que suponga una merma en la competencia en el sector. Es más, ha calificado la situación actual como de “competencia brutal” y ha señalado que “el mercado opera con normalidad” tras el rescate de Popular.

Source link