Coca Cola: Coca-Cola paga un millón de euros a quien descubra un sustitutivo natural del azúcar | Compañías

Coca-Cola ha lanzado el reto ‘The sweetener challenge’ a nivel mundial en el que ofrece hasta un millón de dólares (837.538 euros) a los científicos que descubran nuevos edulcorantes, de origen natural y seguros para la alimentación, que permitan endulzar bebidas y alimentos.

En concreto, la multinacional de bebidas refrescantes, que se ha marcado en su hoja de ruta reducir el uso de azúcares, tiene como objetivo atraer la innovación al entorno de los edulcorantes, según ha informado en un comunicado.

De esta forma, la compañía ha lanzando dos campañas en la plataforma HeroX, que buscan apoyar el compromiso de la multinacional con la innovación y con la renovación de su catálogo de bebidas, mientras sigue buscando ingredientes que satisfagan los nuevos gustos de los consumidores.

“Buscamos mejorar y renovar nuestros ingredientes, y somos conscientes de que las ideas más increíbles pueden estar en cualquier rincón. Estos desafíos están ligados a nuestro deseo de seguir elaborando bebidas que nuestros consumidores quieran beber y a nuestra apuesta por ir siempre
más allá para seguir creando ese sabor que le gusta a la gente, pero con menos o sin azúcar”, ha explicado el jefe de innovación de Coca-Cola, Robert Long.

Coca-Cola ha anunciado este año su estrategia para convertirse en una compañía total de bebidas modificando su modelo operativo y de crecimiento para alinearlo con los nuevos hábitos de consumo y las preferencias de la gente, para lo que ha apostado por reformular sus recetas,
reducir el contenido de azúcar y apostar por nuevos productos para ampliar su portafolio.

Source link

Coca-Cola reducirá en España un 12% el contenido de azúcar hasta 2020 | Compañías

Juan José Litrán, responsable de relaciones corporativas de Coca-Cola Iberia, ha asegurado que “pagaremos todos los impuestos”, en referencia al gravamen a las bebidas azucaradas en Cataluña, aunque añadió que “no están de acuerdo” con esta medida que ha tildado de “discriminatoria”.

El directivo ha añadido que todavía es temprano para medir el impacto que haya podido tener este impuesto en las ventas, puesto que lleva dos meses en vigor. Sin embargo, ha asegurado que “si se tiene de verdad un objetivo sanitario de reducción de la obesidad, se tendría que gravar también a otros ingredientes y nutrientes que sean causantes”.

Source link